Desarrollan en la Escuela de Medicina de Harvard una plataforma que otorga un “código de barras genético” a cada célula de una muestra de tejido: Drop-Seq. En un futuro cercano las aplicaciones creadas para dar seguimiento a cada célula a nivel individual con gran detalle, podrán describir su papel en el agregado tisular y organístico complejo como el cerebro o sistema inmune, en vez de seguir evaluando sólo características promedio.

 


Compartir:

Vanessa Sánchez Delgadillo

Deja un comentario